Con el próximo estreno de la adaptación live action del clásico Aladdin y al ver los clips que se han liberado, nos pusimos a pensar acerca de las canciones y los interpretes de esta nueva generación de películas de Disney.

Cuando vuelves a ver una película de Disney, normalmente te remonta a un gran momento, ya sea por alguna de las escenas o por la banda sonora, o por que simplemente nos gusta cantar al ver esos clásicos que marcaron nuestra infancia.

En lo últimos años, Disney ha tomado la iniciativa de rehacer sus clásicos en formato live action, como La Bella Durmiente –que pasó a ser la historia de Maléfica- Cenicienta, El Libro de la Selva, La Bella y la Bestia, y estamos esperando la llegada de El Rey León. Aunque han sido bien recibidas por la crítica y el público, por los efectos y la forma en la que fueron adaptadas, también hay muchas personas a las que no les gustó la banda sonora la cual, sufrió algunos cambios cambios.  Por ejemplo, en La Bella y la Bestia, la canción principal Beauty and The Best, antes interpretada a dúo por Celine Dion y Peabo Bryson en 1991  paso a ser interpretada por Ariana Grande y Jhon legend en 2017, con una interpretación que en nuestra opinión no supera a su antecesora.

Y así ha sucedido en la mayoría de las producciones actuales, en donde se les ha dado una remasterización a las canciones clásicas para adaptarlas a esta nueva era y al nuevo público, perdiendo un poco ese toque mágico e instrumental que caracterizaba la música de las películas animadas de Disney hace algunos ayeres.

Uno de los ejemplos que más nos sorprendió, aunque no positivamente, fue la versión de El Libro de La Selva. Aunque la nueva apariencia de El Rey Louie nos dejó impactados debido a su increíble diseño, desafortunadamente no fue la misma reacción positiva respecto a su tema tanto en versión latina como en inglés. Ni hablar de la canción del buen Baloo –empezando por no ser Tin Tan quien la interpretaría.

¿Será que a Disney no le interesa imprimir grandes esfuerzos en la música como antes? o ¿simplemente el público se ha vuelto más exigente? ¿Tú qué opinas?

Esperemos que en las próximas adaptaciones los efectos especiales no lo son todo.

Se despide el Mapache.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here